Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

.
Martes, 21 de noviembre de 2017

¡Que vienen los rusos!

Guardar en Mis Noticias.

No me cabe duda de que estamos viviendo otra "guerra fría", ésta no declarada, en las relaciones entre Occidente y Rusia. Creo que ambas partes se retroalimentan.

Ahora nos dicen que Rusia alienta el independentismo en Cataluña de la misma manera que no es ajeno a otros sucesos políticos que acaecen en otros lugares del mundo. Puede ser, no lo sé, carezco de información suficiente, pero entra dentro de lo probable.

 

Supongo que Valdimir Putin le está devolviendo la "tarjeta de visita" a Europa y a Estados Unidos a cuenta de la "rebelión" en Ucrania cuando el presidente Victor Yanukovic, totalmente pro ruso, decidió no firmar un acuerdo comercial con Bruselas, y eso provocó las manifestaciones del Maidan alentadas, ¿subvencionadas? y apoyadas desde Occidente.

 

Recuerden que Georgues Soros, sí el mismísimo que provocó la quiebra de la libra esterlina, reconoció sin rubor en una entrevista que le hicieron en CNN que él había apoyado a través de Fundaciones a los insurrectos del Maidan. Por cierto que de Soros también se decía que simpatizaba con la causa del independentismo catalán. Pero vaya usted a saber.

 

En realidad es una tradición que Occidente meta las manos allí donde puede fastidiar a Rusia y Rusia haga otro tanto de lo mismo con Occidente. Lo cual no justifica los chanchullos de ninguna de las dos partes.

 

Así que será interesante que el Gobierno informe al Parlamento de cuanto sabe sobre la injerencia de Rusia en la crisis de Cataluña.

 

Es evidente que a Rusia no le interesa una Europa próspera y fuerte. Claro que en este objetivo coincide con Estados Unidos a quien tampoco conviene a sus intereses una Unión Europea que sea y actúe como un potencia.

 

En fin, sin duda se está jugando una partida de gran trascendencia entre las potencias y no es de extrañar que Cataluña sea una de las cartas de la esa partida de la que poco sabemos porque se juega en el mundo de las sombras.

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
MadridPress • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress