Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
.
Sábado, 13 de enero de 2018
Una nueva gran coalición en Alemania es posible

Merkel y Schulz se comprometen a formar un "gobierno estable"

Guardar en Mis Noticias.

Una nueva gran coalición de Gobierno en Alemania es posible después de que los conservadores liderados por la canciller alemana, Angela Merkel, y los socialdemócratas del SPD hayan dado un paso adelante y alcanzado un acuerdo para iniciar las conversaciones destinadas a formar "un gobierno estable".

[Img #67908]Tras 24 horas de reunión, la Unión Cristiana Demócrata (CDU) de Merkel y sus aliados bávaros de la Unión Social Cristiana (CSU) han acordado con el Partido Socialdemócrata (SPD) que lidera Martin Schulz el inicio de un proceso de diálogo para formar una gran coalición, reeditando así el pacto de la anterior legislatura.

 

No obstante, el proceso aún está rodeado de incertidumbres. En el mejor de los casos, y aunque todo llegara a buen puerto, los alemanes no tendrían gobierno hasta finales de marzo o principios de abril. Pero hasta entonces, aún se deben superar numerosos obstáculos que separan a ambas formaciones. Sobre todo en materia impositiva y migratoria.

 

Los líderes de ambas formaciones han defendido el viernes el pacto alcanzado tras unas conversaciones que han definido como "intensas, serias y profundas". Merkel ha admitido que la negociación que les espera "no será fácil" aunque se ha mostrado optimista al respecto.

"Se trata de un documento de dar y recibir, como debe ser", ha sostenido la dirigente germana, al tiempo que ha afirmado que "el resultado no es superficial" y que recoge el compromiso de trabajar "en serio para lograr los requisitos hoy y en esta legislatura para poder vivir también bien en Alemania en diez y 15 años". Se trata de la seguridad social y de las inversiones de futuro en el país y en especial de las familias y niños, ha explicado la canciller.

 

SCHULZ ESPERA CONVENCER AL SPD

Por su parte, el líder del Partido Socialdemócrata (SPD), Martin Schulz, ha alabado el que considera un "resultado excelente". El expresidente del Parlamento europeo ha anunciado que recomendará a los miembros del SPD en el congreso extraordinario del próximo 21 de enero, en Bonn, votar a favor de dar comienzo las negociaciones formales con los conservadores. "Ahora debemos convencer a los miembros del partido", ha reconocido.

 

"Mi partido, al inicio de esta semana, dejó claro que no había líneas rojas, pero sí que queríamos que hubiera un contenido rojo", ha comentado sobre el documento donde se fijaron las guías sobre cómo poder gobernar el país los próximos cuatro años.

"Teníamos claro que no serían unos contactos fáciles", ha afirmado sobre unas reuniones que comenzaron el pasado domingo. "Pero contamos con una atmósfera constructiva y conversaciones justas", ha afirmado Schulz.

 

Según responsables consultados por la agencia de noticias DPA, los socialdemócratas no han conseguido garantizar una subida de impuestos para las rentas más altas, una de sus exigencias iniciales. El SPD proponía subir 3 puntos los impuestos para los sueldos más altos.

El acuerdo marco alcanzado supone un avance para un posible gobierno, sobre todo porque lo que sí une a todas las formaciones es el temor a unas nuevas elecciones. Alemania lleva desde septiembre sumida en una gran incertidumbre, después de que los conservadores de Merkel fracasaran en su primer intento de formar una coalición a tres bandas con los ecologistas y los liberales.

 

110 días con un Gobierno en funciones y con las reformas urgentes en situación de bloqueo han hecho que el presidente alemán, Frank-Walter Steinmeier insistiera el jueves en la necesidad de un acuerdo en aras del interés general y como un acto de responsabilidad hacia Europa y hacia los alemanes.

 

El documento con las líneas maestras consensuado entre los tres partidos alemanes consta de 28 páginas y establece los principales acuerdos entre ambos partidos.

 

- MIGRACIÓN:

Conservadores y socialdemócratas han consensuado limitar la entrada de refugiados anuales a entre 180.000 y 220.000. El SPD rechazaba inicialmente la propuesta del bloque conservador de la canciller Angela Merkel de imponer un tope anual a la entrada de refugiados, sin embargo, al final dio su brazo a torcer.

También acordaron limitar en gran medida la reagrupación familiar de refugiados con un estatus de protección restringido y este número estará reducido a 1.000 personas al mes.

 

- IMPUESTOS:

Los dos principales partidos de Alemania pactaron no llevar a cabo ninguna subida de impuestos a pesar de que el SPD reclamaba un incremento del tipo impositivo más alto.

 

- SANIDAD:

Conservadores y socialdemócratas decidieron que la contribución a los seguros médicos públicos se divida a partes iguales entre el trabajador y la empresa.

 

- APOYO A FAMILIAS:

El acuerdo incluye un incremento en las ayudas sociales que las familias reciben por hijo así como guarderías gratuitas para niños de hasta seis años.

 

- JUBILACIONES:

Merkel y Schulz acordaron mantener hasta 2025 la forma en la que se calculan las pensiones en Alemania, que se determina tomando como base el 48 por ciento del salario de los últimos años.

 

- IMPUESTO DE SOLIDARIDAD:

Los dos grandes partidos de Alemania acordaron una reducción gradual del impuesto de solidaridad por un volumen total de 10.000 millones de euros de aquí a 2021. El llamado "Soli" es el impuesto creado con la reunificación de Alemania con el que se buscaba transferir riqueza a los estados federados de la antigua República Democrática Alemana (RDA) y así equilibrar el nivel de desarrollo entre el este y el oeste del país.

 

- EUROPA:

Merkel y sus socios bávaros junto con el SPD se comprometen a aumentar las contribuciones de Alemania al presupuesto europeo. "Queremos fortalecer las finanzas de la Unión Europea (UE) para que se puedan percibir mejor sus tareas. En eso nos centraremos a la hora de preparar el próximo marco financiero plurianual", señalan los líderes en el documento de 28 páginas al que tuvo acceso dpa. "Estamos dispuestos a que Alemania aporte mayores contribuciones al presupuesto de la UE", añaden.

 

- INVERSIONES EN EDUCACIÓN:

Conservadores y socialdemócratas coinciden en la necesidad de poner en marcha un plan de inversiones en las escuelas y de mejorar las oportunidades educativas mediante una mayor colaboración entre el Estado central y los estados federales. La educación es una competencia que en Alemania recae en las regiones.

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
MadridPress • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress