Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Martes, 4 de abril de 2017

Falta medio diputado

Guardar en Mis Noticias.

Sucedió este pasado sábado en el acto de clausura del Congreso del PP de Castilla y León en el que el alcalde de Salamanca, Alfonso Fernández Mañueco, tomó el relevo al frente de los populares castellano leoneses del actual Presidente de la Junta de la Comunidad, Juan Vicente Herrera. En su discurso, Mariano Rajoy -que atraviesa un momento dulce en su vida política- se refirió a los apoyos que actualmente tiene para sacar adelante los Presupuestos Generales del Estado: "hay opiniones para todos los gustos", dijo el Presidente del Gobierno con su habitual sorna, para añadir: "si queréis os doy la mía: 175 y medio", provocando las risas entre el auditorio.

Efectivamente, Rajoy cuenta ya con el apoyo de los 32 diputados de Ciudadanos, y tiene muy avanzadas, si no cerradas, las negociaciones con el PNV y Coalición Canaria, con lo cual se situaría en los 175 diputados, a uno de los que necesita para aprobar las cuentas del Estado. Y es ahí donde entra en juego el diputado de Nueva Canarias, Pedro Quevedo, que se presentó a las elecciones generales dentro de las listas del PSOE y que nunca pensó que su voto iba a ser tan importante por decisivo. A nada que consiga sacar a Montoro alguna "bagatela" que poder presentar a sus votantes, el medio diputado Quevedo se convertirá por arte de magia y por los millones en inversiones en su tierra que consiga en diputado entero: el 176.

 

La principal consecuencia política que se derivaría de la aprobación de los Presupuestos sería que se alejaría bastante la posibilidad de que Rajoy tuviera que adelantar para este próximo otoño las elecciones generales. Con los presupuestos aprobados, el Presidente del Gobierno enfilaría un futuro inmediato bastante cómodo, aunque tuviera que seguir negociando con el resto de grupos cualquier medida legislativa que quisiera sacar adelante y que requiriera el apoyo mayoritario del Congreso. Y al resto de partidos, por diferentes motivos, les conviene un cierto tiempo de calma, sin elecciones a la vista. El PSOE está en pleno periodo de reconstrucción interna, con elección de secretario general incluida, y lo que menos le convendría ahora sería una cita con las urnas. Lo mismo se puede decir de Ciudadanos y Podemos.

 

Contra viento y marea, Rajoy ha conseguido recuperarse de una situación política que para él era muy delicada hace un año por estas fechas, y ahora, a pesar de no tener mayoría absoluta, si consigue, como así parece, sacar adelante los Presupuestos, puede mirar al horizonte con una mayor tranquilidad. Acaba de cumplir 62 años, dice encontrarse en plena forma y con ganas, lo cual en su lenguaje significa que hay Rajoy para rato, entre otros motivos, porque parece evidente que tampoco hay nadie en el PP que le quiera hacer frente.

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
MadridPress • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress